Medio día en Padua

En mi último viaje por el norte de Italia, aprovechando el auto al máximo decidí elegir algunos pueblos que se encontraran a lo largo de mi camino y que pudiera recorrer o a lo sumo ver lo más importante en algunas horas. Es así como llegue a Padua, a solo 40 km de Venecia, basta con tomar la Autostrade A4 derecho, imposible perderse, además como mencione en otro post, las autopistas italianas están muy bien señalizadas.

Padua

Aunque no tenga el esplendor de ciudades como Venecia o Florencia, en mi opinión y no me cansare de repetirlo, cada pueblo italiano posee su belleza y merece una visita. Hasta ahora no he visitado lugar en Italia que no tenga algo para ofrecer. De todos modos, debo confesar… Italia es de mis países favoritos.

Volviendo a Padua, además de su prestigiosa universidad conocida a nivel mundial, cuenta con varios lugares de visita obligada, un buen lugar para empezar el recorrido es la Piazza Prato della Valle, una enorme plaza de forma elíptica, muchos dicen que hasta es una de los más grandes de Europa, cierto o no, es un lugar realmente especial, rodeada de un canal artificial con hileras de grandes estatuas y embarcado con edificios que valen la pena una parada, les recomiendo sin duda, aunque no tengan mucho tiempo tomarse al menos media hora para tirarse en el pasto y apreciar la belleza y tranquilidad del sitio. Si el tiempo no es un problema porque no hacer un picnic también?

Padua

Tip! Los sábados se instala un mercado a lo largo de la plaza, por lo cual el panorama cambia un poco.

Un buen lugar para seguir la visita es “la estrella del lugar”, por decirlo de alguna manera, La basílica de San Antonio de Padua, aunque también lo es de Lisboa ya que ahí nació, pero bueno no vamos a entrar en la polémica. Caminando desde la plaza se llega en unos 5, 10 minutos, imposible perderse, la verán desde lejos, el lugar es enorme y realmente impresionante. Tiene la típica mezcla de estilos que podemos ver en varias construcciones en Italia, predomina el romántico mezclado con el gótico y hasta se pueden ver algunos elementos bizantinos. En su interior guarda unos frescos y esculturas muy bien conservados, además de su bonito claustro y por su puesto… los restos de San Antonio, cuenta la leyenda que si andas en busca de novio/a debes pedirle al Santo y en algún momento encontraras pareja.

Padua

Muy cerquita de ahí y si andan con ganas de una parada, esta el famoso Caffé Pedrocchi, por el que pasaron incontables intelectuales, políticos, académicos, etc. ¡La pastelería es riquísima! Totalmente recomendable.

PaduaSiguiendo por la zona verán en lo alto la Torre dell’Orologio, una construcción medieval, ubicada en la Piazza dei Signori, pero muy poco antes de llegar allí, una parada obligatoria es el Palazzo della Regione, ubicado en la Piazza della Frutta, lugar que acoge cada día un mercado con multitud de puestos callejeros de frutas y verduras.

Padua

Pero volviendo al palazzo fue construido alrededor de 1200 y era la antigua sede gubernamental de la ciudad, es una construcción típica del norte italiano y muy bien conservado. Vale la pena pagar los 4 euros de entrada para recorrerlo por dentro, ver sus impresionantes murales, las bóvedas, pero lo que más destaca es la enorme sala de casi 80 metros de largo con sus cuatro paredes decoradas con frescos de Giotto, un caballo gigante de madera elaborado por Donatello, dos esfinges egipcias y la piedra del vituperio.

Padua

Continuando el camino, nuestra siguiente parada es la Capella degli Scrovegni, ubicada en un parque justo a lo que fue la arena de Padova, es un pequeño edificio que por fuera no dice mucho, pero en su interior alberga famosos frescos de Giotto como “La anunciación”, “El juicio Final”, “Santa Ana” y “San Joaquín” entre otros.

Padua

Un lugar realmente impresionante, los colores, la atmosfera del lugar y el buen estado de conservación de los frescos la hacen muy especial. Mi recomendación es reservar la entrada con anticipación en la web, ya que es un lugar muy visitado y no suelen vender entradas en la puerta para el mismo momento.

Padua

De mas esta decir que como todo pueblo italiano, siempre hay que ir atento, en cualquier callecita te podes encontrar con hermosos detalles, edificios pintorescos y agradables rincones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *